Escuchar

La salvación es una transformación profunda y radical, tanto es así que se la denomina “nuevo nacimiento”. Este hecho es un fenómeno sobrenatural que experimentamos únicamente por la misericordia y la gracia de Dios. Comienza con la justificación, pero continúa en un largo proceso que dura toda la vida. Ese cambio va haciéndose cada vez más evidente a medida que va pasando el tiempo y lógicamente va produciendo los frutos inherentes al mismo. ¿Quiénes entonces se supone que deberían ser los mejores ciudadanos? ¿Qué aspectos incluye la experiencia de la salvación? Tito 3:1-7.